LP Cuentos: ¿Qué le sucedió a la pasta de pollo pimentón del mañana?

ADVERTENCIA: Lo que leerás a continuación es una narración, no es ningún post del cual estas acostumbrado en Loserpower, los eventos son 100% reales, al igual que los personajes y sus nombres.

Quiero agradecer a todos por el apoyo que me han brindado y en especial a mi amigo incondicional Pablo Stevenson, quien sin él, escribir esta travesía hubiese sido difícil, ya que como un sabio maestro dijo: “En los detalles están los demonios” y en una historia como esta, los demonios están por todos lados. Éste está dedicado para Constantino.

Parte I

Yo tenía ganas de comer Nutella, muchas ganas, estaba saliendo de una enfermedad que casi acaba conmigo, para celebrar quería darme un gusto, un gusto muy hueco, un gusto unicornio, comer Nutella con lenguas de gato. Fui a mi escritorio, estaba limpio, la vieja del aseo habia ordenado, gracias, igual te odio por despertarme a las 9 con los ladridos del perro que despiertas, vieja de mierda. Junte las chauchas, 5 lucas. Eran las cuatro de la tarde, estaba caluroso, el verano en Santiago puede ser largo, pero el invierno… el invierno puede durar años (…) Afanado en comprar esa crema de avellana busque en google: “Nutella Líder Chile” estaba a 2.800, luego “Nutella Jumbo Chile” estaba a 3 lucas. Me bañe, me cepille los dientes, me vestí y avisé de que iría al supermercado, en ese momento mi abuelita linda intervino en mis pensamientos y con su dulce vocecita me habló: Vas al super?- preguntó con el dinero en mano, así yo ya sabia que me iba a encargar pan – podrías traer pasta de pollo pimentón para ponerle al pancito a la hora de la onces-comidas?

Si, obvio – La idea de comer pan con pasta de ave pimentón con palta me puso ready, me puse mis audífonos y mi amigo Jimmy Hendrix con su Chile Vudú fue el primero en susurrarme a los oídos.

Joven malgastando su vida al sacarle una foto a un producto insípido con efectos de instagram

Joven malgastando su vida al sacarle una foto a un producto insípido con efectos de instagram

El supermercado Líder que quedaba más cerca era en Huérfanos, así que me dirigí hacia allá. Vi gente de todos los colores y formas, enanos, esclavos, hombres que parecían simios vestidos de blanco y negro haciéndole promoción a su cerveza favorita, el espectáculo a la vista era maravilloso: ríos de sudor sobre la frente de la humanidad que de manera insólita, estaban saliendo a las 16:30 del trabajo, siendo que en las tierras oestes del Chile, la esclavitud voluntaria tiene horarios de 8/9 AM hasta las 6/7/8 PM. Un evento llamó mi atención, al pasar las fronteras del monte Euró-centró los vasallos veían hacia el cielo, ¿Era acaso un ataque de dragón? ¿Habían llegado ya a la capital después de haber destruido el pueblo de Melgibpolla? Mire de reojo hacia el cielo, ya que no quería pertenecer al rebaño y no vi nada, decidí entonces pausar la música de la disco de nuestro movimiento y escuche charlas entre un macaco y un enano: no elmanoh shi pareze que se queria zuizidar el loco wom. Fue ahí cuando escuche el grito de una mujer desconsolada: MI HIJO SE MATO!, mire rápidamente y vi el cuerpo caer, era un beso del payaso a la tierra, una bolsa de menstruación manchando las  sucias caras de los esclavos que se dirigían a sus casas. Yo vomite sobre un enano, le pedi disculpas y corrí. Llegue al líder, el escenario era desolador, dos cajas abiertas para 100 clientes, di media vuelta y me fui a un Líder que queda a 1 cuadra del lugar, mucho más grande, con más cajas y menos gente, ay! como odio a la gente. El viaje no duró mucho, llegue al supermercado, ya eran las 16:30, busque, Nutella y la Pasta, busque, Nutella y la Pasta, no encontré nada por mi cuenta, le pregunté a un reponedor si conocía la Nutella, me contestó de vuelta – ¿Cuál es la Nutella? – La que parece caca y todas las niñas wecas le sacan fotos – éste, ps pregúntale a la Mujer de azul…pé – Gracias buen hombre del Norte. Me dirigí hacia la Mujer de Azul, una mujer con rasgos gruesos y de unos cincuenta años, le pregunte donde había Nutella, la que parece caca y sabe como tal, me dijo que unos muchachos con ciertas desviaciones que vestían a la calle ya le hicieron esa  pregunta  y que se habían llevado todas las unidades que existían en ese local, frustrado, le pregunte por la pasta y me respondió que no sabía de ella hace mucho tiempo.

Salí y me dije: Ahora tendré que ir a otras tierras, a las tierras contaminadas por la comarca Errázuriz. Aquellos pavimentos estaban a un kilómetro aproximado de mi ubicación, no me importo; era joven, tenía piernas y muchos deseos de comprar toda esa mierda. Tome el caminos de los Shúuprs, una calle larga, llena de locales con ropa usada y tiendas de cafeses. Era aquel atajo o caminar el kilómetro, quería agregar risas a mi b1d4. Camine con cuidado, revise mi reloj, eran ya las 17:30 horas, en un par más no tendría luz y solo dios sabe lo que pasa en la oscuridad por aquellas calles. Apuré el paso, muchos indígenas Shúuprs se me adelantaron en sus bestias de fierro fosforescentes y caucho, otros sacaban fotos a la comida, como para acordarse que habían comido cuando se pregunten por que se sentían tan mal al otro día (es la única razón que le encuentro para aquel acto de sacarle fotos a la comida)

ATAJO

El atajo

Yo me sabía todas las calles del reino de Providenz, me crié en aquel reino, hasta que la mata reyes Errázuriz degolló al rey La Ví, el primero de su nombre, junto a la ayuda de las caballeras del clan Madres Lastarria. Ese fue el fin para Providenz y no hubo más remedio que correr de aquella tiranía. Llegué al líder de toda mi vida, ese al que yo le confiaba mis más culpables compras, me lo sabía de memoria, encontré la caca, encontré la Nutella, pero no encontré la pasta de Pollo. Busque y busque y volví a buscar, ya cansado le pregunté a un Ser de Azul. -Hola, una pregunta- el Ser no se dio vuelta para mirarme, solo escuchó- ¿Dónde está la pasta de pollo, esta que tiene pimentón y cosas así? – El hombre se dio vuelta, tenía una cicatriz que le partía todo el cabello hasta su cuello, me miró, tirito, le costó la primera palabra y cuando dijo la segunda yo ya sabia a donde iba todo esto – ¿Acaso vives debajo de una roca? Ya no hay Pasta, los pollos se rebelaron. El pote de Nutella resbaló sobre mis dedos, donde estaba parado parecía que uno de los dos se había mandado una diarrea. El Ser comenzó a convulsionar al mismo tiempo que reír, dijo que no estaba arrepentido por traicionar a los hombres, en un momento observe como su piel se derretía por completo y un animal emplumado de color carmesí por la sangre del cuero que era un disfraz salió esgrimiendo un grito de guerra, levanto sus alas y emprendió el vuelo. Los pollos habían vuelto, pero no en forma de pasta.



A ESTA HUEÁ LE DOY:
1 JUMBITO2 JUMBITOS3 JUMBITOS4 JUMBITOS5 JUMBITOS
(2 votos / 3,00/5)
Loading...