¿Cómo saber si soy shúper?

shuper.jpg

En latinlover nos preocupamos constantemente de las dinámicas sociales y las nuevas tendencias. Así, por ejemplo, Leviatán tuvo que aguantar horas de tortura dignas de Guantánamo, escuchando a su priiimii, para poder elaborar el Diccionario Pokemón; mientras que Motosierra junto a su servidor debieron resistir los infernales olores a meado de la mañana del 19 de septiembre en el Parque O’Higgins, el lugar y momento más pestilentes de Chile, para conseguir fotos de los cadáveres de fiestas patrias. En esta ocasión, el negrero dueño de corporación loserpower me amonestó por llegar curao a la oficina, agarrarle el poto a la secretaria y cagar en el ascensor; para golpear donde más duele, encontró mi peor punto débil donde aplicar algún castigo ejemplificador y ME HIZO TRABAJAR ! SÍ, GRANUJA, COMO LO LEES! Con un horrible peso en el alma, puse manos a la obra y preparé este humilde informe acerca de una de las tantas tribus de esta mierda de país: los Shúper.

De un tiempo a esta parte, se ha instituido como deporte nacional el catalogar dentro de un grupo a cualquier engendro que se vea distinto de la “gente normal”; en este sentido, los shúper presentan características claras que los diferencian de otras bostas que escandalizan a señoras como Mary Rose McGill, y hacen las delicias de matinales moribundos que sobreviven gracias a San Youtube. Los shúper son una tribu relativamente nueva y tú, querido perdedor, en más de una ocasión te has topado con ellos en la calle y no has sabido definir qué mierda fue lo que viste. Para reconocerlos (o reconocerte), el rasgo más característico que poseen es la pronunciación de la s como sh, y un tono de voz como el de un hippie recién eyaculado (en chileno, voz pajera); además la misma palabra shúper es una de las que los delata por su amplio uso: shúper loco, shúper consheptual, shúper genial, etc. Sin embargo, hay otras características que son comunes a este grupo y que se pueden presentar en mayor o menor medida según qué tan shúper pueda ser el especimen que se encuentra frente a ti:

1.- Son shúper vanguardistas: tienen una exagerada pasión por lo nuevo en todo sentido, y un miedo patológico a que su estilo de vida se comience a estandarizar. Hipotéticamente, si en determinado momento fuera necesario colocarse un plumero en el culo para ser diferentes, los shúper lo harían con tal de no ver masificado su estilo de vida.

qwerty_1.jpg

2.- Usan ropa shúper loca: pese a tener un gran afán de originalidad, igualmente es común verlos uniformados bajo un estilo vintage. Así, se los ve usando poleras ajustadas, pantalones pitillo, boinas, anteojos cuadrados y chicos o lentes de aviador y, en casos más extremos, ropa extremadamente estrafalaria que llamaría la atención incluso de un pokemón.

3.- Escuchan música shúper underground: no vale la pena colocar alguna banda actual en específico porque lo más seguro es que el shúper ya la haya dejado de escuchar hace tres años, cuando se empezó a hacer famosa. Sin embargo, siguen tendencias que fluctúan entre la música electrónica – la cual bailan en fiestas shuper locas- y cualquier agrupación que pueda ser catalogada como indie ultra mega desconocida pero ondera. En Chile, en el dial FM las radios más shuper son la Zero, y en menor medida, la Concierto.

4.- Son shúper ecológicos: acostumbran movilizarse en sus bicicletas de paseo, especialmente por el Parque Forestal. Bicicletas de montaña y freestyle quedan absolutamente descartadas por ser para nada shúper.

emporio_1.jpg

(Fotografía: Kepanuk)

5.- Frecuentan el barrio shúper por excelencia: Barrio Lastarria es la ubicación del mundo donde existe la mayor densidad shúper por metro cuadrado, principalmente debido a los cafés, restobares y actividades “artíshticas y culturalesh” que son muy del gusto de ellos. Según Baloo, profundo conocedor del tema, el eje más shúper de Santiago es Loreto/J.M. de la Barra/ Parque Forestal, conocido también como Niñitaland Main.

6.- El arte es shúper: ¿un cuadro en una pared? cosa del pasado. El arte no es arte mientras no se hagan instalaciones shúper revolushionarias como pescaditos nadando en una juguera o una vaca subida en la azotea de un edificio. Por otra parte, con respecto a películas deben ser necesariamente del cine arte más ameliento independiente que pueda existir, y si es de un país tercermundista asolado por la guerra y la hambruna, tanto mejor. En literatura, es shúper cualquier autor que presente una tendencia a escribir sobre la urbe e historias de pendejos cuicos malcriados cocainómanos y depresivos como la mierda que escribe Fuguet.

7.- Tienen bitácoras shúper [inserte adjetivo a su gusto aquí]: con temáticas muy variadas, los shúper siempre mantienen uno o más blogs donde hablan de lo humano y lo divino, pero obviamente bajo un punto de vista shúper. Si tienen alguna banda, no es de extrañar que tengan un myspace y, si de fotos se trata, fotolog ya está demasiado prostituido, por lo que se prefiere un flickr, que además va mucho más de la mano con las fotos shúper consheptuales que acostumbran tomar. Cabe destacar que es muy frecuente el uso del inglés por sobre nuestra tercermundista lengua española.

8.- Estudiar arte es shúper: por lo mismo, es frecuente encontrarlos en performances shúper locas que preparan en las facultades más shúper que cualquier universidad pueda tener en Chile: Arte y Teatro. Por otra parte, su servidor se ha topado en muchas ocasiones con algunos shúper muy pretenciosos que, pese a estudiar Pedagogía en Castellano o en Artes Plásticas, por ejemplo, dicen que estudian Literatura o Arte, así a secas, porque obviamente suena mucho más shúper.

9.- La heterocuriosidad es shúper: De hecho, va muy de la mano con ese afán exploratorio propio del shúper. No es extraño que, siendo hombres o mujeres, deseen ser como Björk debido a una fuerte tendencia andrógina.

Por último, cabe destacar que si tú, querido perdedor, te sientes aludido con alguna de estas características, puede que presentes cierto porcentaje shúper. De esto no hay que preocuparse, a menos que se presenten todas las características juntas y en forma exagerada, ya que en este caso estaríamos hablando de un shúper shúper caricaturizado. A modo de conclusión, también es bastante shúper no creerse shúper o decir que un shúper es shúper.



A ESTA HUEÁ LE DOY:
1 JUMBITO2 JUMBITOS3 JUMBITOS4 JUMBITOS5 JUMBITOS
(17 votos / 4,35/5)
Loading...